BRASIL: RIO DE JANEIRO (I)

Cuarta en el ranking demográfico de América Latina y segunda de Brasil, Rio de Janeiro, la gran ciudad de más de 6,3 millones de habitantes (12 millones incluyendo el área metropolitana) y de hermosas playas,  es una de las urbes veraniegas más importantes y tradicionales  de esta parte del continente, junto a Mar del Plata (Argentina), Viña del Mar (Chile), Punta del Este (Uruguay) y Acapulco (México). Pero pasa el tiempo y mientras otras ciudades-balnearios van ganando espacio, popularidad y prestigio como Santa Marta y Cartagena (Colombia), Cancún (México), Islas Galápagos (Ecuador) y La Serena (Chile), Rio se mantiene en un sitial top, reinventándose de manera permanente.

Esta orgullosa ciudad que fue sede imperial, tanto de Portugal (1807-1822) como del Brasil mismo (1822-1960), descubierta el 20 de enero de 1502 por el explorador portugués Gaspar de Lemos y el italiano Américo Vespuccio y fundada por el sacerdote jesuita español Padre José de Anchieta, ha sorteado cambios políticos, migraciones internas no siempre acordes a su status y hasta la rivalidad histórica con Sao Paulo, aunque siempre el alma carioca pudo emerger y reposicionarse, sobre la base de nuevas urbanizaciones y eventos deportivos de la mano de un hermoso clima todo el año.

Llegamos al Sambódromo da Marqués de Sapucaí, uno de los sitios más simbólicos de la ciudad, porque allí se desarrollan los carnavales tan famosos, de notoriedad internacional, cada febrero, año tras año. Fue planificado por Oscar Niemeyer, el mismo arquitecto de Brasilia, siendo inaugurado en 1984, durante la gestión del gobernador carioca, Leonel  Brizola y es uno de los mayores espacios para grandes eventos al aire libre de Río de Janeiro. Dicho sambódromo posee 550 metros de largo sobre los que cada scola do samba desfila aproximadamente una hora y veinte minutos, con pausas de 15 minutos entre cada una. Está cerca de la Estación de Metro Praça Onze.

 

También pasamos por el Aeropuerto Santos Dumont, el segundo mayor de la ciudad, después del Aeropuerto Internacional del Galeao.  Recibió su nombre en honor al pionero de la aviación brasileña, el piloto e ingeniero Alberto Santos Dumont. Como todos los aeropuertos brasileños, es administrado por la empresa estatal Infraero. Lo interesante del Aeropuerto Dumont es la gran cercanía de su pista de despegue y aterrizaje, con el mar, como puede verse más allá, en las siguientes fotos.

Ya en los barrios de la zona norte de Rio, llegamos al gigantesco y mítico Estadio Maracaná –dedicado al fútbol- y su satelital Maracanazinho, cerrado y  dedicado al básquet, vóleibol, handball y futsal. Oficialmente, el Maracaná se llama “Jornalista Mario Filho” y tiene una capacidad de entre 80.000 a 95.000 espectadores, siendo sede de las finales de las Copas del Mundo de 1950 y 2014 además de la apertura y el cierre de las Olimpíadas de 2016. Pisaron su césped, Obdulio Varela, Pelé, Rivelino, Gerson, Eusebio, Garrincha, Maradona, Messi, etc., pero también brindaron sus  recitales allí, Queen, Paul Mc Cartney, Madonna, Kiss, U2, Madonna, Tina Turner, Aerosmith y Frank Sinatra, entre otros.

Respecto al Maracanazinho, tiene una capacidad de más de 13.000 espectadores.

Así, nos vamos hacia el sur de la ciudad, para encontrarnos con las famosas playas de Copacabana.

 

 

Acerca de Marcelo Montes

Doctor y Magister en Relaciones Internacionales. Politólogo. Profesor universitario, área Política Internacional. Analista de la política exterior de la Federación Rusa. Investigador. Columnista de medios de comunicación escrita, radial y televisiva. http://consultoriayanalisisrrii.blogspot.com.ar/ https://twitter.com/marceloomontes
Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Deja un comentario